domingo, 13 de febrero de 2011

Dyango en el día de los enamorados

El cantante interpretará temas de su nuevo disco, 'Puñaladas en el alma', el 13  febrero en Palma.

Sus cifras son demoledoras: más de cuatro décadas sobre los escenarios, medio centenar de álbumes y un alud de Discos de Oro y Platino. Su idilio con la balada romántica sigue mirando hacia Sudamérica, unas latitudes que rezuman bolero, tango y rancheras, todo un arsenal de estilos que en la voz de Dyango adquieren nuevos matices. El artista regresa a la actualidad con Puñaladas en el alma (2010), un álbum que rinde tributo al tango y que cantará el próximo día 13 en el Trui Teatre.
-¿Que tal anda su corazón, después del susto de hace un par de años?
-Superado, muchas gracias. Son momentos difíciles que debes afrontar con valentía, únicamente así consigues dejarlos atrás. Eso sí, he dejado de fumar.
-En Puñaladas en el alma vuelve a mirar hacia Argentina, ¿qué le cautiva de este país?
-Todo. Para empezar, fue el primer lugar donde se me reconoció como artista, además, allí conquisté mi primer Disco de Oro.
-¿Cincuenta álbumes publicados son suficientes para erradicar el síndrome de la hoja en blanco?
-(Risas) Siempre es difícil buscar la inspiración y organizar tus ideas a la hora de componer, pero, en mi caso, la experiencia juega un papel determinante.
-Muchos artistas veteranos se conforman con subsistir mediante la reinvención de sus viejos éxitos, para luego ir presentándolos por el mundo, pero parece que eso no va con usted...
-No es mi forma de entender la música, soy un artista y, por lo tanto, un creador, y necesito concebir nuevas canciones para no sentirme estancado. En un determinado momento se puede lanzar al mercado un álbum recopilatorio, pero luego hay que mirar hacia adelante y componer nuevas canciones.
-Sigue siendo un primera espada en tierras latinoamericanas, ¿que diferencia a este público del español?
-Es un público que siempre considera a sus artistas, se podría decir que allí el éxito perdura eternamente y ese respeto hacia el artista se transmite de padres a hijos.
-¿El pasado es un lastre hoy que podemos descargar canciones con un solo click?
-No debería de serlo, aunque la gente joven no da tanta importancia a la música como en otros tiempos sucedía. Las descargas de canciones por Internet son una atrocidad.
Dyango. 13 de febrero 19.30 horas. 22 y 28 €.